El Noviazgo en los Jóvenes Cristianos

El Noviazgo en los Jóvenes Cristianos

En la biblia una de las principales enseñanzas que Dios quiere que sus discípulos aprendan es la búsqueda de la pareja que ha sido elegida por Él para casarse, esto para que ambas partes puedan tener un apoyo incondicional con el cual puedan ser felices juntos (Mt 19:3-12).

La palabra «noviazgo» no aparece en ningún momento en la Biblia, sin embargo se pueden encontrar toda clase de reglas que indican cómo los cristianos, sobre todo los jóvenes, deberían llevar su relación.

Tener un noviazgo les ayuda a las personas a poder decidir una pareja con la que estén dispuestos a casarse, por lo que esta relación se debe llevar de forma lenta

Para los jóvenes cristianos estas reglas no solo sirven para que conozcan una persona que podría llegar a ser su cónyuge, sino que también ayudan a evitar que cometan algún acto precipitado que los perjudique, y es que el divorcio es un grave pecado, a no ser que alguno haya cometido adulterio (Mateo 5:32).

¿Cómo funciona el noviazgo en los jóvenes cristianos?

Para empezar, en un noviazgo cristiano ambas partes deben tratarse como iguales, sin ninguna discriminación por parte de la otra persona (Efesios 5:25-26).

Deben tener en cuenta que los jóvenes deben atender siempre las peticiones de los padres, cumpliendo todos los límites que les hayan impuesto, ya sea llegar a cierta hora, salir a ciertos lugares y demás (Éxodo 20:12).

Cabe aclarar, si bien muchas personas consideran que por ser mayores de edad deben dejar de hacer caso a lo opinión de sus seres queridos, esto es algo completamente falso, ya que ellos son las personas que conocen toda su intimidad y pueden decir si está siendo feliz con su pareja o no (Pr 23:22).

Otro aspecto muy importante a tener en cuenta es la duración de los noviazgos, si bien estos no tienen un tiempo determinado, lo mejor será que los jóvenes lleven, por lo menos, una relación de unos 5 años antes de pensar en el futuro.

La razón de esto, es que así los jóvenes estarán evitando cometer una decisión apresurada en la que no conocen todos los matices de la otra persona.

Además, si en algún momento llegan a considerar que su noviazgo no tiene futuro, estos pueden terminar su relación sin ningún problema y, de hecho, pueden tener un gran número de noviazgos a lo largo de su vida, siempre que se cumplan con lo necesario.

¿Cuáles son las etapas de un noviazgo en los jóvenes cristianos?

Existen 6 etapas en un noviazgo, las cuales han sido diseñadas por varios líderes cristianos en el siglo XXI para poder ayudar a sus seguidores a poder llevar su relación de una forma más responsable.

Este no es un proceso que haya sido creado de la nada, ya que los pastores se basaron en varios versículos bíblicos que hacen referencia a cómo debería ser una relación conyugal. Podemos encontrar las etapas de un noviazgo ordenadas de la siguiente forma:

  • Amistad.
  • Encuentros casuales.
  • Amistad especial.
  • Noviazgo.
  • Compromiso privado.
  • Matrimonio.

Este proceso no solo busca encasillar el proceso necesario para tener un noviazgo formal, sino también explica cómo pueden llegar a un matrimonio.

Además, cada etapa debería ser llevada poco a poco para que la pareja pueda conocerse completamente antes de decidir llegar al matrimonio.

Aunque este proceso sea bastante usado por los creyentes del cristianismo, no existe una verdadera obligación por hacerlo cumplir, por lo que esto dependerá de cada persona.

¿Es importante que los jóvenes cristianos tengan un noviazgo antes del matrimonio?

Antaño, durante los tiempos de Cristo más específicamente, las personas no solían tener un noviazgo antes del matrimonio, de hecho la mayoría de estos compromisos eran arreglados por terceras personas, siendo contados los casos donde no había ningún problema.

Así que, aunque se podría decir que los noviazgos fueron algo creado por una sociedad alejada de ciertas costumbres cristianas, esta es una relación que se ha vuelto muy recomendada por las iglesias de todo el mundo.

Ya que un noviazgo tiene un gran peso para los cristianos, por ser un primer paso para poder hallar a una persona con la cual podrán unirse como una sola carne (Efesios 5:31), muchos consideran que ningún joven debería tener un noviazgo para evitar pecar.

A pesar de esto, no existe un rango de edad y no existe ninguna medida contra esto, siempre que no sea una relación pedófila que maltrate al joven (Mateo 18:1-14), por lo que los jóvenes pueden iniciar el proceso para tener un novio/novia, sin problemas.

De hecho, ya que la primera etapa para tener un noviazgo cristiano es una amistad, los jóvenes pueden realizar estas actividades.

Si en algún punto, existe un problema con un noviazgo entre dos jóvenes, ya sea por parte de los integrantes de la relación o de los mismo padres, nunca deben dudar en pedir ayuda a algún líder religioso de confianza.

Diferencias entre los noviazgos de los jóvenes cristianos y los noviazgos modernos

Puede que los noviazgos hayan sido una creación del mundo por el cual los cristianos no tendrían que sentir ningún aprecio (1 Juan 2:15), pero, sin duda, los noviazgos han sido una de sus actividades más significativas para la religión.

A pesar de lo ya dicho, los cristianos han adaptado los noviazgos para que se puedan adecuar al pensamiento de Dios que se encuentra en la biblia, por eso, se pueden encontrar grandes diferencias en la forma de llevar las relaciones, tales como:

Actividades para hacer y lugares donde salir

La sociedad se ha ido alejando poco a poco de la idea que Dios nos expone en la biblia, pero aún así, los verdaderos cristianos nunca deben seguir ninguna de las tendencias que hagan las personas «populares» en la actualidad que vayan contra la biblia (Lev. 18:30).

Cosas como las perforaciones, los tatuajes, la ropa muy reveladora son mal vistos en la biblia, así como hacer cosas como escaparse de casa, estar solo con el novio/novia sin la supervisión de un padre o ir a bares.

Lo más adecuado que podrían hacer una pareja de jóvenes cristianos es hacer oraciones juntos, ir al parque o tomar comidas saludables, cosas que deberían ser hechas junto algún grupo de amigos.

Infidelidades

Aunque actualmente las personas han hecho de una infidelidad una situación muy común que suelen hacer todos, sobre todo con los adolescentes, hasta el punto de alentarla, y que no tiene una verdadera consecuencia, esto no es así en la biblia.

Dios ha dicho que la infidelidad es uno de los peores pecados que cualquier persona puede llegar a cometer (1 Corintios 6:9-10).

Si bien, las personas tienen pleno derecho de terminar su relación si consideran que esta no está hecha para tener un futuro, lo mejor que puede hacerse ante esta situación es hablar con su pareja y terminar de forma cordial antes de buscar una nueva relación.

Relaciones sexuales

Otra situación que cada día se ha vuelto en un habito para la sociedad es la de tener relaciones sexuales fuera del matrimonio, esto ya que las personas piensan que la forma de recibir placer es algo que cambia radicalmente su vida.

Sin embargo, Dios creó el placer sexual para que las parejas puedan tener una intimidad única  y ser una sola carne (Génesis 2:24), y cualquiera de estas relaciones hechas fuera del matrimonio, o actividades que las incitan, será considerada como un pecado (1 Corintios 6:18).

Así que los jóvenes cristianos siempre deberán hacer todo lo posible para huir de la fornicación.

Fiestas

Entre los mandamientos escritos por Moisés se encuentra uno de los más importantes el de «Santificar siempre las fiestas» (Éxodo 20:8), es decir, estas reuniones siempre tienen un motivo religioso, como alabar a Dios.

Mientras que, por su lado, las fiestas a las que se refieren actualmente los adolescentes suelen tener el propósito de beber bebidas alcohólicas por gusto, pudiendo presenciar toda clase de actos impuros como: pedofilia, fornicación, un mal uso del lenguaje, etc.
Entonces, uno de los principales cuidados que debe tener un joven cristiano es asistir a estos lugares que se podría decir son una «cúpula de pecados».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *